Tamara Falcó habla sobre el el estado de salud de Miguel Boyer

El estado de salud de Miguel Boyer mejora poco a poco. Después del derrame cerebral que sufrió el pasado 27 de febrero -y que le mantuvo hospitalizado durante casi dos meses en la clínica Ruber de Madrid-, el marido de Isabel Preysler “está mejorando día a día”, tal y como ha explicado la hija del marqués de Griñón a Vanitatis.

Todavía queda mucho tiempo para que tío Miguel recupere su vida. Con estas palabras Tamara Falcó se refiere el largo proceso de rehabilitación al que está siendo sometido Miguel Boyer.

Aún queda un largo camino. Cuando todo pasó nos preocupamos mucho por su vida. Fueron momentos terribles. Al principio, la prioridad era salvarle la vida. Más tarde, el esfuerzo se puso en que recuperase la movilidad en el lado derecho. Ahora, tratamos de que pueda volver a escribir.
A pesar de todo, queda mucho trabajo por delante, pero la vitalidad mostrada por el ex ministro de Economía y Hacienda del Gobierno de Felipe González hace que la familia sea optimista:
Fue muy duro, pero ahora por fin le ves andando y hablando… Tenemos mucho ánimo.
A pesar de lo mucho que quiere al actual marido de su madre, Tamara confiesa que es dura la situación familiar por la que atraviesan:
Es lógico que no sea lo mismo que teníamos antes y es normal que nuestras vidas hayan cambiado un poco. Pero estamos agradecidos, porque al principio no pensábamos que las cosas fuesen a salir tan bien. Ahora se ha normalizado bastante la situación en casa.
No obstante, su residencia de Madrid se ha convertido en un improvisado centro de rehabilitación, donde “siete especialistas están a cargo de Miguel, cada uno de ellos dedicado a corregir los problemas causados por el derrame en distintas áreas de su cerebro”, tal y como reconoce Falcó a Vanitatis. A Miguel Boyer le molestó la expectación que generó su derrame cerebral y el proceso de rehabilitación que le seguía.
Había bastante morbo por ver cómo se llevaba a cabo su recuperación y entonces fue él mismo el que dijo que estaba cansado de tanto interés y prefirió hablar abiertamente con los medios, confiesa Tamara Falcó.
Este duro proceso de recuperación se dio a conocer a través de una exclusiva ‘encubierta’ a la revista Hola, ya que fue la única publicación del kiosco rosa de los miércoles que pudo incluirla en sus páginas, a pesar de que la noticia salió a la luz a través de la Agencia EFE el martes por la tarde, cuando el número de Hola ya estaba cerrado.
¿Quieres saber dónde se encuentran tus famosos favoritos en todo momento? Visita www.beblab.com
Anuncios