Ortega Cano y José Fernando resuelven sus diferencias

Desde que se conoció la noticia de la futura paternidad de Ortega Cano, cada paso que da su familia es publicado. La relación entre el diestro y Ana María Aldón, la madre de su hijo, así como las idas y venidas de sus hijos, les han tenido en el punto de mira.

A medida que avanza el embarazo de Ana María, que está ya de casi cinco meses, también lo hace la relación de la pareja. Las dos familias han decidido irse a vivir a Madrid, y comenzar una vida en común. Las hijas del diestro y la ‘frutera’, Gloria Camila y Gema, que se han hecho grandes amigas, asistirán al mismo colegio durante el curso que acaba de empezar. Pero la mudanza a Madrid no es el único cambio por el que está pasando esta familia ‘en construcción’. Ana María, tomando el papel de madre, ha mediado entre Ortega Cano y su hijo José Fernando. Organizó una pequeña fiesta en la casa familiar en Madrid para que padre e hijo se reencontrasen, según la revista Lecturas. José Fernando asistió con unos dulces, y poco después, padre e hijo confirmaron haber zanjado sus diferencias. Entre ellas, la más delicada, la herencia que el joven debía recibir de su madre, Rocío Jurado.

Sin embargo, Ortega Cano está decidido a zanjar ese asunto. Ha anunciado su intención de vender la finca de Yerbabuena, y utilizar los beneficios para entregar a su hijo su parte de la herencia, así como para hacer frente a una eventual indemnización por el accidente que protagonizó.

Se trata, sin duda, de un momento de cambio para el diestro, que ha afectado hasta a sus costumbres más antiguas. Por primera vez, Ortega Cano no asistió a la procesión de la Virgen de Regla en Chipiona, que tuvo lugar el fin de semana pasado.

¿Quieres saber dónde se encuentran tus famosos favoritos en todo momento? Visita www.beblab.com

Anuncios